miércoles, 19 de junio de 2013

Laura Ashley Práctica: Cómo conseguir que el relleno no se mueva

¿Aburridos de "recolocar" el relleno de tu funda nórdica cada mañana al hacer la cama?

El otro día, viendo la tele, descubrí un método súper sencillo que utilizaban en EE.UU., que soluciona este problema desde el primer momento de enfundar el relleno. Bueno, seguro que también lo hacen en más sitios, o vosotros lleváis años utilizándolo, pero yo lo descubrí hace unas semanas y quería compartirlo en el blog. 

Buscando imágenes en Internet, encontré en decoracion.facilisimo.com éstas en las que Silvinha6 explica súper bien la idea.

Dale la vuelta a la funda, coge aguja, hilo y un poco de elástico, cinta,... algo que sirva para sujetar las esquinas del relleno.

Cintas cosidas a la funda nórdica y al relleno
En las dos esquinas superiores de la funda nórdica cose estas cintas (no hace falta saber coser profesionalmente, sólo procura que no se note mucho por fuera).

Haz lo mismo con las esquinas superiores del relleno. Cuando vayas a colocarlo, ata las esquinas firmemente con un nudo, voltea el relleno y voilá: ¡¡el relleno de tu cama ya no se va a mover!!

Las dos piezas atadas entre sí
¿No es estupendo? Y muy fácil. Deja de agobiarte con ver el relleno siempre fuera de sitio.

Vamos a intentar pedir a los fabricantes que nos lo incluyan de serie, a ver si nos escuchan pero, mientras tanto... Usaremos hilo y aguja. Y nuestras camas permanecerán perfectas todo el tiempo.

Precioso dormitorio vestido para la colección Imperial Threads
¿Os gusta la idea? Creo que os puede resultar muy útil. 

Y ahora, disfruta eligiendo la ropa de cama que más te guste.

¡Feliz Miércoles!